Acompañamiento social por parte del Gobierno al Programa de Vivienda Gratuita en el marco de la política pública de vivienda 2010-2015 en el Municipio de Bucaramanga

1948

Gloria Andrea Mayorga Martínez

Es pertinente contextualizar, en primera instancia, cómo se ha venido desarrollando la política pública de vivienda en Colombia y posteriormente exponer el acompañamiento social, tanto familiar como comunitario, al Programa de Vivienda Gratuita por parte del Gobierno y las entidades territoriales.

Muchos países de América Latina han vivenciado un acelerado proceso de aumento de la población que se concentra en las áreas urbanas y Colombia es una ejemplo de ello. Se puede decir que, en cinco décadas pasó de ser un país predominantemente rural a ser un país mayoritario urbano. Durante la segunda mitad del siglo XX el crecimiento urbano se sustentó principalmente por la gran movilidad poblacional del campo a la ciudad debido al desplazamiento forzado producto de distintas causas, entre los más destacados han sido la agudización del conflicto armado interno, la profundización de la crisis agraria y la concentración de la propiedad.

El desplazamiento de la población es un factor importante de crecimiento urbano en buena parte de las ciudades grandes e intermedias y otro factor es el crecimiento vegetativo como dinamizador de este proceso. Sea por migración o por crecimiento vegetativo, una gran parte de la población está en condiciones de precariedad social y económica generando una concentración del fenómeno de pobreza en las ciudades. Además de ello, este proceso acelerado de expansión urbana ha conllevado otras problemáticas como lo es el auge de nuevos contextos de violencia en las ciudades y en las cabeceras urbanas, la coberturas de servicios públicos, su administración y financiamiento siguen siendo deficiente, por lo tanto, su gobernabilidad es muy débil (Centro de Investigaciones sobre Dinámica Social de la Universidad Externado de Colombia, 2007).

El proceso de urbanización en Colombia ha tenido avances en cuanto al diseño de normas e instrumentos tales como la política pública sobre desarrollo urbano ha avanzado a partir la promulgación de la Ley Orgánica del Plan de Desarrollo (Ley 152 de 1994) y la Ley de Desarrollo Territorial (Ley 388 de 1997) las cuales dotaron a los municipios de herramientas nuevas de planeación. De igual manera, la política de descentralización administrativa ha aumentado las oportunidades para que a nivel local pueda planear su propio desarrollo y orientar la inversión según sus necesidades y las de su crecimiento urbano.

Las distintas dinámicas anunciadas anteriormente han sido de gran interés en la agenda pública de los gobiernos de turno. El tema de vivienda digna hace parte del proceso de urbanización como elemento que mejora la calidad de vida de una población, por ello es del interés de esta monografía enfocarse en la política pública de vivienda, específicamente la vivienda de interés social prioritario, la cual se materializa en la Ley 179 de 2011 desarrollada en el Plan de Desarrollo Nacional 2010-2014 y la Ley 1537 de 2012 por la cual se dictan las normas que facilitan y promueven el desarrollo urbano y el acceso a la vivienda, todo ello como una respuesta del Estado ante el déficit de satisfacer la demanda para el goce efecto de vivienda propia en Colombia, además se promovió acciones para habilitar suelos urbanizables por parte de las administraciones municipales mediante la Ley 1469 de 2011.

Mediante el artículo 51 de la carta política del 1991, todos los colombianos tienen derecho a vivienda digna, y es responsabilidad del Estado promover planes de vivienda de interés social, sistemas adecuados de financiamiento a largo plazo y formas asociativas de ejecución de estos programas. Esto permitió en el país la reforma del Instituto de Crédito Nacional ICT al Instituto Nacional de Vivienda de Interés Social y Reforma Urbana INURBE y a nivel local se creara el Instituto de Vivienda de Interés Social y Reforma Urbana del Municipio de Bucaramanga INVISBU, todo ello con el fin de articular el POT para desarrollar estrategias de transformación de los entornos urbanos de la ciudad (Chiappe de Villa, 1999). Además, se crea el Fondo Nacional de Vivienda FONVIVIENDA mediante el Decreto 555 de 2003 con el fin de administrar los recursos asignados en el presupuesto general de la nación en inversión para vivienda de interés social urbana.

De acuerdo con proyecciones realizadas por el Instituto de Vivienda de Interés Social y Reforma Urbana de Bucaramanga, el Censo de 2005 identificó el déficit de vivienda en la ciudad pasó de 31.316 hogares, a 26.043 hogares en 2011, donde cuatro de cada cinco hogares tienen carencia cuantitativa distribuida en tres variables: estructura, cohabitación y hacinamiento no mitigable; es decir, existe una diferencia entre viviendas construidas adecuadas y el número de hogares en el municipio; lo cual serviría como una aproximación a la cantidad de viviendas que se deben proveer para que todas las familias vivan en condiciones dignas de habitabilidad (INVISBU, 2014).

Por lo anterior, en Bucaramanga la continua expansión demográfica de la ciudad ha presentado déficit frente a la oferta de vivienda, el Programa de vivienda gratuita, que es del interés de esta monografía, va dirigido a la población con mayor vulnerabilidad. Dentro de la gestión pública que permitió el desarrollo de este programa, es importante analizar no solo el acompañamiento en el diseño, el financiamiento y su construcción sino también, hacer énfasis en el acompañamiento en lo social, es decir, a nivel familiar y comunitario ya que los proyectos se enmarcan en un nuevo escenario de desarrollo de la población beneficiaria en estos dos niveles, para ello el gobierno crea el Sistema Nacional de Acompañamiento Social del Programa de Vivienda Gratuita mediante el Decreto 528 de 2016.

Es por ello que el principal objetivo de la monografía es identificar cómo podría ser el acompañamiento social del Gobierno a los proyectos Campo Madrid y La Inmaculada Fase I, los cuales corresponden al subsidio de vivienda en especie en Bucaramanga, mediante el análisis de las implicaciones a nivel familiar en el empoderamiento de la vivienda como propia y a nivel comunitario la conformación de nuevas relaciones sociales con el fin de encontrar una líneas de acción que permitan garantizar la sostenibilidad del programa.

Por lo tanto, es importante conocer quiénes son los beneficiarios del programa, para el gobierno nacional estipuló la siguiente población: familias en situación de extrema pobreza pertenecientes a la estrategia Red Unidos, población del Registro Único de Población Desplazada RUPD, población potencial beneficiaria de programas sociales del Estado SISBÉN III y damnificados de desastres naturales u orden público. Para ello es importante que el Estado tenga en cuenta los factores que convergen a nivel familiar y comunitario.

Algunas aproximaciones en estos niveles son, a nivel familiar se podría decir que el programa se desarrolló en las ciudades principales las cuales han sido receptoras de población migrante a causa del conflicto armado interno, lo que implica que, para el caso de Bucaramanga, las familias son procedentes de diferentes zonas del país, algunas del Sur de Bolívar, Arauca o Magdalena Medio, esto permite identificar arraigos culturales, costumbres y cosmovisiones de las personas que llegan a buscar nuevas oportunidades de vida en un contexto cultural, social, económico distinto a sus lugares de procedencia y que se acentuaron en las zonas periféricas de la ciudad, ya sea en sectores de estratificación 1 o 2, o en asentamientos humanos. Éste factor es muy importante para el acompañamiento ya que las familias tiene uno preconceptos respecto al territorio, a la propiedad y a lo propio.

Por otra parte, el número de miembros del hogar que conforman algunas familias es superior al espacio en el cual deberán acomodarse, que para el caso de los proyectos La inmaculada Fase I y Campo Madrid corresponde a un área de 53m² construidos. Otro factor son las actividades económicas de las familias, las cuales también deberá ajustarse a la demanda que tenga los lugares en donde fueron construidos los proyectos. Debido a la naturaleza de la vivienda, al ser un subsidio en especie, la inestabilidad laboral de algunas familias es un factor que determinara el sostenimiento del inmueble ya que algunos no tenían responsabilidades en cuanto al pago de impuestos, pago de una administración, pago puntual de los servicios públicos. Por estos y otro factores que integran el nivel familiar, el Gobierno debe crear los mecanismos para la atención y acompañamiento de los mismos, ya que debe propender por la estabilidad de la familia en su nuevo entorno y hábitat con el fin mitigar las posibles consecuencias que implica la responsabilidad de asumir un inmueble y evitar el abandono del mismo.

A nivel comunitario, factores como la seguridad, la normatividad de la vivienda horizontal, la convivencia pacífica, la construcción de nuevos lazos sociales, entre otros, deberán ser tenidos en cuenta en dicho acompañamiento en la construcción de un nuevo tejido social. El alcance que busca esta monografía es poder brindar un conjunto de herramientas para la Gestión Pública en lo local, en el cual será un elemento de valor agregado la participación de los beneficiarios y la articulación de los entes territoriales, con el fin de mitigar el surgimiento de problemáticas a nivel familiar y comunitario evitando la creación de escenarios de violencia o riesgos para los beneficiarios propiciando su desarrollo y calidad de vida.

Referencias

Centro de Investigaciones sobre Dinámica Social de la Universidad Externado de Colombia. (2007). Ciudad, espacio y población: el proceso de urbanización en Colombia. Bogotá: UNFPA.

Chiappe de Villa, M. L. (1999). La política Pública de vivieda de interés social en Colombia en los noventa. Santiago de Chile: CEPAL.

INVISBU. (2014). Política pública de vivieda y hábitat de Bucaramanga. Bucaramanga: Alcaldía de Bucaramanga.

Columnas relacionadas

1702. La crisis del 2008 o, por qué esconder una montaña

1825. Las condiciones de la vivienda, las necesidades básicas y el trabajo decente: Perspectivas de incidencia desde la política pública en Santander, (2010-2015)

1947. Políticas públicas en el sector agrícola colombiano posterior a la apertura económica en el gobierno de Cesar Gaviria Trujillo

logo-emar3.jpg

 

 

Anuncios

6 pensamientos en “Acompañamiento social por parte del Gobierno al Programa de Vivienda Gratuita en el marco de la política pública de vivienda 2010-2015 en el Municipio de Bucaramanga

  1. Pingback: Evaluación del proyecto de entrega de vivienda gratuita en Bucaramanga, desde 2012 a 2016. Análisis de caso: Proyecto Altos de Betania, Campo Madrid y la Inmaculada | Racionalidad Ltda

  2. Pingback: Lineamientos generales para la elaboración del proyecto de reestructuración de la caja de previsión social municipal de Bucaramanga | Racionalidad Ltda

  3. Pingback: Efectos socio-económicos de los subsidios de vivienda como políticas del Estado Colombiano | Racionalidad Ltda

  4. Pingback: Formación en planeación financiera para las víctimas del conflicto armado en Bucaramanga | Racionalidad Ltda

  5. Pingback: Efectos Socio-económicos de los subsidios de vivienda como política del Estado colombiano: Plan nacional de desarrollo 2010 – 2014 “prosperidad para todos” | Racionalidad Ltda

  6. Pingback: Evaluación del proyecto de entrega de vivienda gratuita en Bucaramanga, desde 2012 a 2016. Análisis de caso: Campo Madrid y la Inmaculada | Racionalidad Ltda

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s