Más racionales de lo que creemos

2235

Daniela Cárdenas Arenas

Es claro que el comportamiento humano responde a ciertos estímulos, es por esto que se dice que la mayoría de las personas actúan de manera racional. Así como lo dice Tim Harford en el libro La lógica oculta de la vida: como la economía explica todas nuestras decisiones: “cuando resulta más costoso hacer algo, la gente tenderá a hacerlo menos; cuando resulta más fácil, económico o beneficioso, se inclinará a hacerlo con más frecuencia.” [1] Es decir, que se tiende a revisar las opciones que se poseen en cada elección, incluyendo los costes, beneficios, presupuesto y consecuencias futuras.

No obstante, este análisis que se lleva a cabo es por lo general involuntario, en otras palabras, no es que las personas todo el tiempo sean calculadoras. Los costes no sólo se tratan de dinero o transacciones financieras, las motivaciones no solo son económicas o egoístas, todas las emociones humanas también lo son y el presupuesto también tiene que ver con el tiempo, energía, talento y atención que se quiera invertir. Es cuestión de preferir lo que más le beneficia a cada uno, y es por esto que se considera que las personas son lo suficientemente racionales como para construir una teoría o apreciación sobre la elección racional.

Con la suposición de la elección racional se simplifica el mundo que conocemos con el fin de centrarse en algún asunto específico que se puede considerar complejo y que permita entender un poco cómo funciona el mundo. No se intenta desmeritar las diferentes disciplinas que aportan en la comprensión del mundo, sin embargo, se requiere sintetizar para facilitar su estudio, ya que incluir a todas estas se convertiría en una tarea considerablemente tediosa. Asimismo, al lograr simplificar los problemas se permitan el descubrimiento de posibles soluciones.

Lo anteriormente planteado no se debería relacionar con el famoso homo economicus, ya que este personaje se trata de una persona completamente racional y calculadora, la cual procesa apropiadamente la información y actúa en consecuencia. En este caso, solo se trata de personas común y corriente que buscan lo mejor para ellos mismos, son afectados por emociones, recuerdos y diferentes aspectos de la vida humana, pero igualmente muestran respuestas racionales.

Es normal pensar que el ser humano es un ser irracional que se deja llevar por sus emociones y que no siempre toma las mejores decisiones, sin embargo, sabemos que todos quieren lo mejor para ellos, muy pocas personas en el mundo toman las decisiones pensando que es la peor opción y que van a salir perjudicadas. De hecho, es de esta forma como se puede ver la teoría de juegos, la toma de decisiones basadas en lo que la otra persona normalmente elegiría.

Entonces, la simplicidad facilita la detección de las consecuencias inesperadas de las actuaciones humanas, es decir, se elaboran teorías y se comprueban con alguna clase de experimentos. Fácilmente con la simplificación del mundo se puede entender muchos cambios en el comportamiento de las personas en la historia, el miedo al sida, la aprobación del aborto, el amor o el odio han generado cambios significativos en el comportamiento de determinados grupos de la sociedad, debido a que siempre se muestra una respuesta, en búsqueda del beneficio propio, a cada evento que va ocurriendo y que afecta la vida de ellos.

Nota

[1] Harford, T. (2009). La lógica oculta de la vida: como la economía explica todas nuestras decisiones (p. 347). Madrid: Ediciones Temas de Hoy.

Bibliografía

Harford, T. (2009). La lógica oculta de la vida: como la economía explica todas nuestras decisiones (p. 347). Madrid: Ediciones Temas de Hoy
logo-emar-lab

¡Porque tus decisiones cuentan! ¡Inscríbete al Laboratorio de Economía Experimental del Grupo EMAR y podrás descubrir el valor que tienen tus decisiones! Contáctenos al teléfono (7) 634 4000 Ext. 1152 o al correo electrónico emarlab@uis.edu.co. Estaremos compartiendo información sobre los experimentos, juegos y talleres que organizaremos.

Formulario de inscripción

Facebook EMAR LAB

Columnas relacionadas

2067. ¿Las decisiones de los seres humanos son racionales e individuales o son influenciadas?

2103. Predeciblemente irracionales

2183. Animal spirits: Conductas irracionales y crisis económicas

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s