Medios para un fin

2246

Lina Marcela Palacios Fonseca

Para la vida lo que me gusta de la teoría de juegos es encontrar el equilibrio de Nash, es decir la mejor opción, aquella en donde los jugadores no tengan incentivos a desviarse. Recuerdo muy bien un juego en donde los trabajadores y jefes deben elegir entre trabajar- no trabajar, y vigilar-no vigilar respectivamente. Me gusta en particular porque me recuerda mis rutinas laborales, pues pasa en la vida real todo el tiempo, he trabajado en diferentes lugares y tuve la opción de responder el juego por simple lógica de las experiencias que he tenido.

En mi trabajo anterior siempre nos vigilaban con cámaras (aunque nadie las miraba) y muchas veces mis compañeros de trabajo -no trabajaban- es decir, se tomaban todo de manera muy relajada, no hacían lo que debían hacer, rompían las reglas todo el tiempo y recargaban el trabajo en los demás, no era por malos trabajadores si no porque vigilados o no, nada pasaba y recibían el mismo pago de los demás. Es claro que no todos eran así, pero ser constante muy pocas veces contaba, sin embargo y de acuerdo con Dubner y Levitt (2011) “para cambiar el mundo, primero hay que comprenderlo”

Algunas personas se preguntan: ¿Por qué ser mejor que los demás? O ¿Por qué intentar resaltar entre los demás? No se trata de ningún “capitalismo laboral/estudiantil” simplemente no tiene sentido la falta de meritocracia. Siguiendo con lo anterior me pregunto: ¿Por qué tengo yo que esforzarme trabajando?, ¿Para qué hago más que los demás? Si al fin y al cabo ellos no hacen y les pagan lo mismo que a mí, claramente sin vigilancia y sin méritos tengo todos los incentivos a desviar mi actitud al trabajar ya que no recibo ganancia, ni reconocimientos por mi mayor esfuerzo, complicándose más cuando en alguna ocasión hayan malos resultados y el jefe decida sancionar a todo el equipo de trabajo por igual. Con los mismos pagos, no importa que yo haya hecho mi mayor esfuerzo al fin y al cabo todos vamos a ser calificados de la misma manera.

No tiene lógica que se necesite vigilancia para que no hayan incentivos a desviarse, como tampoco tiene lógica esperar ser vigilado para trabajar, pero el mundo es irracional, no todos tenemos las mismas actitudes ni vemos de la misma manera la opción adecuada. Por ejemplo, ir o no ir a clase sin lista, debería no tener diferencia, y no se trata de tener más nota que los demás, de todos modos cuando se hace lo que se gusta no se necesitan métodos de presión, pero al igual que en el trabajo, en un salón de clases no todos asisten por pura convicción, es necesaria la vigilancia para que los estudiantes no tengan incentivos a desviarse, sobre todo cuando todos obtienen el mismo pago, diferente seria donde en cualquiera de los casos de pagará de acuerdo a la productividad, seguramente nadie perdería tiempo en el trabajo ni en la universidad.

Estoy segura como trabajadora y estudiante, que si los méritos tienen una importancia mayor en relación al pago, una competencia traería mayores resultados; es decir cada quien debe recibir lo que merece de manera justa, un pago en cuanto a la productividad que requiera esfuerzo y no sea tan fácil de conseguir, o que se consiga de acuerdo a lo que se hace. Probablemente no se necesite una cámara o la toma de asistencia si hay mayor exigencia por parte de quienes esperan resultados, considero que cuando conseguir una nota o un pago requiere de un gran esfuerzo, asistir o trabajar en cualquier espacio se vuelve una cuestión indiscutible como medio para un fin.

Bibliografía

Dubner, S., & Levitt, S. (2011). Superfreakonomics: Enfriamiento global, prostitutas patrióticas y por qué los terroristas suicidas deberían contratar un seguro de vida (p. 320).
logo-emar-lab

¡Porque tus decisiones cuentan! ¡Inscríbete al Laboratorio de Economía Experimental del Grupo EMAR y podrás descubrir el valor que tienen tus decisiones! Contáctenos al teléfono (7) 634 4000 Ext. 1152 o al correo electrónico emarlab@uis.edu.co. Estaremos compartiendo información sobre los experimentos, juegos y talleres que organizaremos.

Formulario de inscripción

Facebook EMAR LAB

Columnas relacionadas

1491. Los medios influyentes en las decisiones de los individuos

1866. El poder de los medios de comunicación

2083. El poder justifica los medios

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s