El comportamiento humano como detonante de la crisis del 29

2296

Luisa Fernanda Prada Saavedra

El 24 de octubre de 1929 se produjo una quiebra del mercado de valores de Nueva York, que provocó un prolongado período de deflación. La crisis se trasladó rápidamente al conjunto de la economía estadounidense, europea y de otras áreas del mundo. Una de sus consecuencias más inmediatas fue el colapso del sistema de pagos internacionales.

La crisis económica de 1929 ha llamado la atención de historiadores y economistas como no lo ha hecho ningún otro momento de la historia económica del capitalismo. El debate en torno a los orígenes de la crisis se prolonga, de hecho, hasta los años ochenta, promovidos por la necesidad de dar una explicación fundada a la crisis de las últimas décadas, marxistas, monetaristas y keynesianos han intentado dar una explicación de este episodio que, en realidad, se correspondió con un largo período, que va desde 1929 hasta 1939.

La descripción de cómo se dio el crack del 29, sus antecedentes, el desenvolvimiento de las manifestaciones previas y posteriores nos invitan a retomar al ciclo económico y al ciclo financiero como una verdad en el estudio del capitalismo. La euforia, el pánico, la recesión y la depresión son fases del ciclo que acompañan nuestro diario acontecer, en la historia del capitalismo.

Estos hechos históricos nos muestran como el comportamiento humano, como el miedo a la caída de los precios y las actuaciones de algunas personas incentivan la incertidumbre de toda la comunidad, es decir el comportamiento humano se ve estimulado por el comportamiento de otras personas, además de esto esta crisis se debe estudiar en la medida que ayuda notablemente a comprender el camino por el que hemos llegado al presente y a tener conocimiento de las posibles soluciones a nuevas crisis económicas, es decir con las experiencias vividas en el pasado.

Algunos historiadores de la economía, entre los que cabe destacar a Schumpeter, creen que una comprensión de la evolución de la ciencia ayuda a entender su estructura actual. El estado actual de la economía, complejo, en gran parte eufórico de cambio constante y rápido, de crecimiento de valores nuevos, obliga a tener una recopilación de los hechos que marcaron significativamente la historia de la ciencia económica porque son la base y la estructura de la evolución de la economía teniendo en cuenta el análisis de estos hechos para el mejoramiento de las teorías, supuestos y principalmente para abstenerse de comer los mismos errores del pasado.

Un espíritu animal, un pensamiento irracional, mueve los hilos de las finanzas mundiales. Pero, ¿cuál es ese espíritu? Confianza, miedo, fe, etc. Actitudes inherentes al ser humano que determinan la economía global. Como lo determinaron durante la crisis del 29 siendo la incertidumbre uno de los principales motores al estallido de la crisis. Queda demostrado que el ser humano no es un ser racional tal como lo establecen las teorías económicas, sino que tiene en cuenta en gran medida el entorno o decisiones de las demás personas, es decir, este es un ser influenciable que toma sus decisiones a partir de las pasiones. En conclusión, este libro nos ofrece las pautas para entender mejor la economía y la psicología humana que la dirige.

El reto consiste en incorporar los espíritus animales, los cuales mencionan Arkelof y Shiller son: la confianza, la justicia, la corrupción, la ilusión monetaria y las historias de la tradición oral a los modelos tradicionales y en sacarles partido a las herramientas usuales del análisis económico desde esta nueva perspectiva. Además, considero que, según lo anterior, conociendo cada vez más el comportamiento humano debemos analizar con más detenimiento cada decisión que podamos tener tanto económica, como personal, etc. Para un mejoramiento de nuestro bienestar.

Referencias

Akerlof, G., y Shiller, R. (2009). Animal Spirits: Cómo influye la psicología humana en la economía (p. 320). Ediciones Gestión 2000.
logo-emar-lab

¡Porque tus decisiones cuentan! ¡Inscríbete al Laboratorio de Economía Experimental del Grupo EMAR y podrás descubrir el valor que tienen tus decisiones! Contáctenos al teléfono (7) 634 4000 Ext. 1152 o al correo electrónico emarlab@uis.edu.co. Estaremos compartiendo información sobre los experimentos, juegos y talleres que organizaremos.

Formulario de inscripción

Facebook EMAR LAB

Columnas relacionadas

2088. ¿La irracionalidad de los agentes frente a estímulos de vulnerabilidad determina lo que hoy llamamos crisis económicas?

2098. Crisis de la política de educación nacional en Colombia. El servicio de comedores en la Universidad Industrial de Santander

2183. Animal spirits: Conductas irracionales y crisis económicas

Anuncios

Un pensamiento en “El comportamiento humano como detonante de la crisis del 29

  1. Pingback: Un mecanismo novedoso de compresión del comportamiento humano | Racionalidad Ltda

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s